martes, julio 05, 2005

Viviendo desordenadamente


Milagro, ¡ha llovido! Menos mal, porque si después de pasarme media semana bailando no hubiera sucedido me habría sentido de lo más frustrado. De ahí podrán deducir lo mucho que hago el indio. Pinturas de guerra, flechazos mortales silbando por encima de mi cabeza, la figura del gran búfalo blanco recortada por el crepúsculo, resoplando como una bestia mítica en lo alto de la colina. Por todo eso y mucho más hay que pasar para que unas miserables, aunque agradecidas, gotas de agua caigan sobre nuestras saturadas cabezas.

Y miren que desorden tengo en el cubil del hombre bestia, porque no puedo darle otro nombre. Creí que la situación mejoraría, pero este dormitorio ofrece cada día una estampa más desoladora. Vietnam. El horror, el horror. El cadáver de Marlon Brando podría encontrarse perfectamente debajo de mi cama, donde las tinieblas y algunos de los temores más primarios se dan la mano en un pacto que anuncia el fin de nuestros días.

Y esto no es nada

Lo de este mueble, por ejemplo, no es nada. De verdad. Entre tanta película y algún viejo borrador puede también encontrarse un ejemplar de National Geografic -hay muchos más-. Sí, es el de la portada con el tiburón blanco. Ya lo dice El_AuStRaLiAnO cuando entra por la puerta de mi dormitorio: ¡Bienvenidos a Australia: territorio indómito! ¿Los canguros? Mejor no abran el armario.

PEQUEO, bostezando

Y aquí tenemos a PEQUEO en pleno ejercicio de intimidación. Él se encarga de vigilar los confines del dormitorio maldito, disuadiendo con su arrolladora presencia a quienes osen adentrarse en nuestros dominios. Ahora, PEQUEO: ¡ATACA!
Por cierto, que mientras escribo esto PEQUEO está durmiendo como un angelito. Hoy le he preparado su plato favorito: unos deliciosos cereales de plastilina regados con batido de chocolate fresquito. 5 kilos, aproximadamente, que le han durado un suspiro. No me gusta cocinar, da mucho trabajo, así que mañana comeremos fuera: armados con nuestras lanzas saldremos a cazar turistas.

16 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

Con esas fotos de su cuarto nos abre usted su corazón y sentimientos.
Es usted desordenadamente mágico.

10:51 a. m.  
Blogger La-Ruina-de-la-Familia ha dicho...

Hay mucha verdad en lo que dice: esto es una AUTOPSIA.

11:03 a. m.  
Anonymous Noel ha dicho...

¡Ey! Ese muñeco de Joker frankmilleriano también lo tengo yo. Muy buen gusto tenemos los dos, sí señor.

Y el cadáver de Brando ya debe oler, ¿no?

11:39 a. m.  
Blogger La-Ruina-de-la-Familia ha dicho...

Huele, huele...
Y da clases de interpretación magistrales.

11:59 a. m.  
Blogger Anunska ha dicho...

Si te sirve de consuelo, mi estantería está igual o peor.

¡Sin piedad con los turistas!

12:19 p. m.  
Blogger La-Ruina-de-la-Familia ha dicho...

Claro, claro, sin piedad.

12:22 p. m.  
Blogger Rafalet ha dicho...

Créanme, mi habitación está peor que la de Ruina...

1:02 p. m.  
Anonymous Anónimo ha dicho...

DOY FE ;)

1:19 p. m.  
Blogger La-Ruina-de-la-Familia ha dicho...

¿Ah, sí? Pues ya estás sacándole unas fotitos, chavalín.

1:38 p. m.  
Blogger Adultolescente ha dicho...

¿Cuándo te has colado en mi habitación?

Qué grande, Las Reglas del Juego.

3:02 p. m.  
Anonymous pinkita ha dicho...

adultolescente estoy con usted en lo de Las Reglas del Juego...
Creo Ruina que ya te comente que yo también tenia problemas de espacio, aun así creo que no tengo tanto acumulado, quizá mi habitación sea mas grande y la estantería nueva ayude

6:31 p. m.  
Anonymous exo ha dicho...

Tres anotaciones:
- su habitación es una ruina
- homenajea vd a las fans de vigalondo y pasa olímpicamente de las suyas.
- Yo también conozco a Pequeo, de hecho fui zampada por él cuando niña y viví en su interior una pila de años. Se estaba bien ahí, calentito y cómodo, mejor que los pisos de la ministra.
Pero un día comencé a crecer y crecer sin parar y el pobre Pequeo no podía abrir sus fauces sin que asomaran mis piernas o un brazo. Como era un fastidio, Pequeo me expulsó y me dijo, emancípate de una vez hija, que ya está bien...
Y aquí estamos

7:35 p. m.  
Blogger La-Ruina-de-la-Familia ha dicho...

exo, lo mío por usted es pura rendición incondicional.
Tendré que preguntarle a PEQUEO por lo que acaba de contarme.
Besitos...

8:01 p. m.  
Anonymous exo ha dicho...

Pues haga el favor de atender a sus fans como es debido, que algunas estamos convalecientes y ni por esas.
Ya nos está vd dedicando un post!

8:14 p. m.  
Blogger La-Ruina-de-la-Familia ha dicho...

Sus deseos son órdenes para mí.

12:36 a. m.  
Blogger que guai es todo ha dicho...

Señor Ruina, es usted un puto desastre de ser humano, freak decadente, es lo peor, ¿pero como piensa meter a una mujer en ese lugar ruinoso y lugubre?.

1:21 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal